Inicio | Multimedia

El alcalde explica en Urbanismo la eliminación de la actualización de la RPT

El alcalde, Juan Carlos Ruiz Boix, y el teniente de alcalde delegado de Urbanismo, Juan Manuel Ordóñez, se han reunido hoy, martes, con los empleados municipales que realizan su trabajo en el edificio de Urbanismo, para explicarles la propuesta del primer edil de eliminar la actualización a la baja de la relación de puestos de trabajo (RPT) del personal municipal, prevista en el Plan de Ajuste 2012-2022 para el segundo semestre de 2014.

13/05/2014

A la reunión, por lo tanto, asistieron los trabajadores de las delegaciones de Urbanismo y Medio Ambiente, así como los de la empresa municipal Emroque, quienes pudieron plantear a los ediles sus propias sugerencias y propuestas.

El pasado lunes 5 se emitió una Providencia de Alcaldía con la orden de incoar expediente de modificación del Plan de Ajuste. Cuando se cuente con el informe preceptivo de Intervención, esta modificación se llevará a la próxima Comisión Informativa de Hacienda, y el próximo paso será someter la medida al Pleno de la Corporación, órgano último de decisión al respecto.

La actualización de la RPT se recogía en el punto quinto del Plan de Ajuste, y se contemplaba como una de las medidas posibles para disminuir el gasto del Ayuntamiento. Desde el punto de vista salarial, hubiera supuesto una reducción de conceptos como productividad y disponibilidad, si bien no podría afectar a cuestiones consideradas como “derechos consolidados”, como el salario base y los principales complementos. Desde una perspectiva laboral, se podría haber reorganizado la plantilla municipal, lo cual afectaría a las funciones de cada trabajador.

El Plan de Ajuste 2012-2022 se aprobó en 2012 cuando hubo que afrontar las obligaciones que conllevaba el plan de pago a proveedores que impuso el Gobierno Central. El situar este escenario de una modificación de la RPT en el segundo semestre de 2014 se explica en que es ahora cuando hay que comenzar a pagar el principal de los créditos suscritos con las entidades bancarias así como los intereses, tras dos años abonando tan sólo los intereses.

En la citada Providencia de Alcaldía se recoge literalmente que “como consecuencia de la aprobación de la Liquidación Presupuestaria del ejercicio 2013, el pasado 27 de febrero de 2014, mediante resolución de esta Alcaldía número 656, se obtuvo un remanente de tesorería para Gastos Generales por valor de 10.385.539,51 euros, así como una capacidad financiera de 11.972,229,90 euros”.

“A la vista de que la situación económica del Ayuntamiento de San Roque -continúa el escrito- ha mejorado notablemente en el pasado ejercicio tal y como refleja la citada Liquidación Presupuestaria del ejercicio 2013, es por lo que por medio de la presente, Dispongo: Incoar expediente de modificación del Plan de Ajuste para el periodo 2012-2022, en el sentido de eliminar la medida dispuesta en el punto 5), de las medidas de disminución de gastos de personal, la cual se transcribe a continuación: Actualización de la relación de puestos de trabajo. Se llevará a cabo a partir de 2014, con efectos del segundo semestre, una revisión completa de la relación de puestos de trabajo a los efectos de alcanzar el ajuste necesario para cumplir con el plan de ajuste”.

Hay que recordar que en 2010 el remanente de Tesorería negativo del Ayuntamiento de San Roque ascendía a 23 millones de euros, aunque se convirtió en positivo en 2012 por importe de 11 millones de euros. La explicación de este cambio estriba en que la mayor parte de dicho remanente negativo se correspondía con la deuda acumulada con los proveedores, y ésta se saldó a lo largo de 2011 al suscribir el Consistorio créditos por importe de 27,5 millones de euros acogiéndose al Real Decreto 4/2012, unas operaciones bancarias facilitadas por el Instituto de Crédito Oficial (ICO). Obviamente, estos créditos supusieron incrementar sensiblemente la deuda con las entidades financieras.