tiempo.es

Instituto Andaluz de Mar

Empresa dedicada a la consultora medioambiental en el ámbito de la actividad portuaria. Se realizan planes de contingencia por derrame de hidrocarburos, planes de recepción de residuos de desechos de buques, ISO 9001, ISO 14001, ISO 18001, formación náutica profesional, cursos de lucha contra la contaminación marítima, cursos de formación básica, ro-ro y operador general y restringido del sistema mundial de socorro y seguridad marítima. Representantes de "Markleen" para Andalucía - empresa puntera en el suministro de absorbentes y equipos de lucha contra la contaminación.

Ocean Destiny Charter - Escuela Náutica Alavela

Centrado en el alquiler de embarcaciones de vela, la formación naútica para la obtención de títulos de recreo PUB/PER/PY/CY, simulador de radiocomunicaciones del sistema mundial de socorro y seguridad marítima, organización de eventos e incentivos de empresas en el ámbito de la náutica, organización de travesías, avistamiento de cetáceos, actividades deportivo de vela como regatas, etc.

Puerto Deportivo Sotogrande

El proyecto de un puerto deportivo se trazó desde el principio de la urbanización, aunque no sería hasta julio de 1987 cuando se inauguró. Se solicitó una concesión administrativa al Estado para crear la Gestora Puerto Sotogrande y construir los primeros edificios y atraques, siendo gerente del puerto Juan Miguel Villar Mir (ex Ministro de Hacienda del primer gobierno democrático) y el ingeniero jefe, José Cano. Desde comienzos de la Urbanización de Sotogrande, se pensó en la idea de construir una “Mini Venecia” - una marina con islas artificiales, a cuyo fin Sotogrande S.A. adquirió los oportunos terrenos en el margen izquierdo del Estuario del Río Guadiaro. A comienzos de los años noventa se optó por construir una pequeña ciudad lacustre con apartamentos de lujo en islas y riberas, que es lo que se puede apreciar hoy día en la zona de la Marina.

Real Club Marítimo Sotogrande

El mar, siempre presente en Sotogrande, es también protagonista de numerosas competiciones, así como el elemento preferido para los aficionados a los deportes naúticos, que disfrutan de sus embarcaciones por las costas que bañan a la urbanización.