Inicio | Multimedia

La niñez hecha balón en el IV Campus Campo de Gibraltar de Fútbol Base

El Municipal La Unión de Guadiaro, ha sido escenario en la mañana de este viernes de la clausura de la IV edición Campus Campo de Gibraltar de Fútbol Base, que dirige el ex futbolista de Primera y Segunda división Juanjo Bezáres. Los más de cien chavales que han tomado parte del “Campus de Verano” han dado muestra de su educación y valores.

12/07/2019

Varios monitores titulados de renombre como Juan Carlos, del Atlético Zabal; Armando Palma, de la AD Taraguilla; Darío Martínez, de la Escuela de Fútbol de Ávila; David Guti, entrenador del equipo Sénior del CD San Roque de División de Honor Andaluza; Rafa Arroyo, quien lleva veinticinco años ligado al fútbol en el CD Guadiaro y en especial al fútbol base, y la Escuela de Porteros del Sur, han formado a los más de cien niños que han tomado parte de éste divertido y ameno “Campus de Verano” que junto a Juanjo Bezáres, al frente de un proyecto que cada año gana más adeptos, y que llegan desde distintos puntos de la comarca del Campo de Gibraltar y también de la provincia de Málaga.

Actividades de todo tipo han llenado el horario matinal de estos chicos con tareas lúdico deportivas que han conseguido unos extraordinarios resultados que se transforman en un enorme beneficio social y también deportivo para el fútbol de formación.

Y es que, no todo es fútbol a secas, como el propio Juanjo Bezáres, nos ha explicado, ya que la idea fundamental del Campus de Fútbol Base Campo de Gibraltar, nace principalmente para “que los niños se diviertan, aprendan de la mano de personal cualificado, una metodología de entrenamiento, valores y educación en muchos aspectos además de los que se enseñan en el terreno de juego, todo ello acompañado de diversas actividades paralelas diseñadas para incidir y enriquecer la convivencia”, argumenta.

Para esta cuarta entrega del Campus de Fútbol “Campo de Gibraltar”, se ha contará con otros escenarios o sedes. Una de ellas sobre la arena de la playa de Torreguadiaro, donde los niños han disfrutado del fútbol playa y de numerosas sorpresas acuáticas. La otra de las sedes ha sido en Trocadero de Sotogrande, donde su piscina ha brindado una jornada de entretenimiento acuático junto a una exhibición y aprendizaje de kick boxing.

Una experiencia memorable que daba comienzo en los primeros días de este mes de julio en la que se ha aglutinado la amistad, compañerismo, trabajo en equipo,responsabilidad o constancia, unos valores que además de ser importantes en el terreno de juego serán fundamentales en la vida.